Análisis PS3: Singularity

Publicado por Hugo Gutiérrez On 7/06/2010 10:15:00 a. m.


Llevamos una temporada en los videojuegos en la que el FPS es el género mas explotado de todos, e innovar resulta difícil.  Afortunadamente Singularity es uno de esos shooters que innovan y viene cargado de aire fresco, Activision retrasó su salida al mercado para que no coincidiera con el Modern Warfare 2 y que éste no le hiciera sombra. Y a mi parecer todo un acierto que puede convertir a este juego en un indispensable y uno de los mejores FPS de este verano.

Historia. Paradojas temporales, viajes en el tiempo, horribles mutaciones ... ciencia ficción de la buena

Singularity nos mete de lleno en una historia de la Guerra Fria, empezamos en el 2010 en la piel del Capitán Renko, miembro de un equipo de reconocimiento que llega a Katorga-12, una pequeña isla rusa que ha causado interferencias en un satélite espía norteamericano. Por supuesto sufriremos un accidente con el helicoptero en el que vamos, quedando completamente aislados en una isla a todas luces hostil.

En nuestra andadura por Katorga-12 vamos descubriendo que en los años 50, la antigua Unión Soviética descubrió un nuevo elemento, el E-99, el cual tiene cierta capacidad de modificar las leyes físicas respecto al tiempo y al espacio, y por supuesto el E-99 desprende unas radiaciones que crean engendros, bestias mutantes y bellezas varias. Aún con todo el potencial del E-99 (que podría dar a la URSS el poder de gobernar el mundo) abandonan el proyecto y la isla después de un accidente, por ser algo demasiado peligroso. Pero sorpresa, en nuestro periplo por Katorga-12 para lograr escapar cruzamos un pliegue temporal a los años 50, en el que salvamos a un tal Dr. Demichev de morir en un incendio. Y como ya nos enseñaron en Regreso al Futuro... si cambias el pasado cambias completamente la linea de acontecimientos, así que la linea temporal fue completamente modificada.


Al salvar al Dr. Demichev, éste continuo los experimentos con el E-99 y después de derrocar a Kruchev se convirtió en lider del partido comunista, logrando que la URSS dominara el mundo. Entonces nuestro papel está claro, arreglar el problema que hemos provocado, pero no estaremos solos, contaremos con la ayuda de la organización MIR-12, un grupo revolucionario, encabezado por el Dr. Barisov (uno de los cientificos responsables de Katorga-12) que saben muy bien que la línea temporal es incorrecta y quiere volver el mundo a su cauce.

Como véis la historia es bastante típica dentro del mundillo de la ciencia ficción, pero creerme, engancha y mucho. Todo es gracias a una cuidada ambientación, la oportunidad de escuchar grabaciones de lo sucedido antes y después de que los cientificos abandonaran la isla, leer las notas de supervivientes y cientificos, e incluso ver pequeñas películas de propaganda soviética de los años 50. Así todo no es una historia superdensa, es simplemente un hilo conductor excepcional para un juego muy entretenido, con una buena narrativa y con la oportunidad de ver 3 finales alternativos.

Jugabilidad. El poder del tiempo en tu mano

Probablemente el aspecto mas atractivo del Singularity es su estupenda jugabilidad, y lo más destacable es el Dispositivo de Manipulación Temporal (DMT). El DMT nos sirve tanto en los momentos de combate como a la hora de completar puzzles para seguir avanzando por el nivel. Con él podemos reparar o destruir cerraduras, crear burbujas en las que el tiempo esta congelado, levantar objetos, destruirlos y reconstruirlos, etc... Muchas veces tendremos que usar varias de las capacidades del DMT para poder avanzar, es de agradecer que los puzzles no sean muy complejos y que no interrumpan el fantástico ritmo que tiene el juego.


Pero no solo el DMT sirve para reconstruir escaleras o parar unas hélices de un ventilador industrial, en el combate el DMT será tan o más importante que nuestras armas de fuego. Podemos coger las granadas y volver a lanzarlas gracias al DMT, también hay un impulso gravitatorio que envía lejos a los enemigos. Luego podemos parar el tiempo alrededor de ellos y dispararles a placer, que cuando el tiempo vuelva a su curso tragaran todo el plomo de golpe. También podemos destruir sus coberturas envejeciéndolas, lo mismo podemos hacer con ellos, envejecerlos hasta que se conviertan en polvo, o transformarlos en mutantes que ataquen a sus compañeros. Al menos en lo que a soldados humanos se refiere, cuando nos enfrentamos a los mutantes la cosa cambia.

Con los soldados siempre nos enfrentamos en espacios abiertos, los disparos parecen venir de todas partes, pero con las Criaturas la cosa cambia. Nos enfrentamos a ellas en pequeños pasillos, o angostos subterraneos y si a eso le añadimos la cantidad de bichos en pantalla, aumenta la tensión considerablemente, hasta puntos que parece que estemos en un survival horror. Cuando intentamos usar el poder del DMT en las Criaturas no siempre tenemos los mismos resultados, lo que a los humanos convierte en polvo a muchos simplemente les ralentiza para que podamos dispararlos mejor o incluso hace que exploten. La variedad de enemigos hace que desparecer cualquier rastro de repetitividad en el juego, ya que siempre hay que cambiar el esquema de combate para sobrevivir.


Respecto al armamento convencional no disponemos de un arsenal muy amplio, contamos con la típica pistola, fusil de asalto, escopeta, un cañon gatling, un fusil que lanza proyectiles inteligentes, u otro que lanza dardos explosivos. No es mucha la diferencia, pero cada arma tiene su utilidad para su momento exclusivo, y estar equipado con el arma adecuada para el momento adecuado puede salvarnos el pellejo. No podemos estar equipados con todas las armas, solamente con dos, pero a lo largo del escenario encontraremos cajones de armas donde coger cualquiera de las armas con las que hayamos estado equipados, comprar munición o mejorar el armamento.

Tanto estos cajones, como los de mejoras del DMT son bastante importantes dentro del juego, ayudándonos a mejorar para poder solventar enfrentamientos cada vez mas duros. Las mejoras las conseguimos con la Tecnología E-99 que encontraremos desperdigada por los escenarios. Esta busqueda es muy importante, pero no más que la de botiquines, afortunadamente han decidido que la salud no se regenere sola, por lo que si nos vemos casi sin munición, prácticamente medio muertos y sin un botiquín la adrenalina sube hasta los topes.


Multijugador. Soldados VS Criaturas, Una batalla feroz.

El modo multijugador no es el mayor atractivo de Singularity, es un buen añadido que puede prolongar bastante la diversión más alla de las 8-10 horas de juego del modo capaña. Se echan en falta más modos multijugador, ya que solo contamos con Humanos VS Criaturas y con el modo Exterminio.
En Humanos VS Criaturas es el clásico deathmatch, donde un equipo de soldados se enfrenta a otro de criaturas. En Exterminio el equipo de humanos intentará desactivar una de las balizas en menos de 5 minutos, mientras que el equipo de criaturas hará lo imposible por evitarlo.


Lo interesante de los modos multijugador viene dado por la jugabilidad, la oportunidad de jugar con las criaturas, todas con una filosofía de juego tan diferente es algo muy acertado. Podemos jugar con el zeke si no nos queremos arriesgar, con la garrapata para controlar a los humanos pero tendremos que andar con cuidado si no queremos morir rapidamente, también está la araña poderoso y fuerte, pero un objetivo para todo el mundo. En el equipo humano también habrá diferencias dependiendo de la clase de personaje que cojamos, aunque básicamente han dividido los poderes del DMT entre las clases y añadido la capacidad de teleportación y de curación.

Apartado Técnico. Unreal Engine 3 lo ha vuelto a conseguir.

Uno de los motores gráficos mas rentables, puede que Singularity no tenga la calidad gráfica de los mejores juegos del mercado, pero lo que han hecho con el motor gráfico es magnífico. Los escenarios son estupendos, bastante detallado y unas físicas acertadas. Uno de los mejores puntos de los escenarios son los subterráneos, donde nos encontramos rodeados de extrañas plantas y formas viscosas de vida, o rodeado de cadaveres mutilados, pueden llegar a ser escenas bastante perturbadoras.


Los diseños de los personajes no se sale fuera de lo habitual, los soldados dependiendo de la época en la que juguemos iran vestidos de una u otra forma, pero no son destacables prácticamente en ningún aspecto. Lo bueno viene con las criaturas, simplemente espectaculares, pueden poner los pelos de punta con sus malformaciones y mutaciones. Casi no se repiten los diseños de los mismos tipos de criaturas, asi que no es tedioso.

El apartado sonoro es una lástima, pero es del montón, voces en castellano, que es de agradecer, pero no es nada espectacular. También se agradecen los insultos, y juramentos en ruso que nos lanzan los enemigos, ayuda a meternos en el ambiente. Las melodías y los efectos están en la línea de las voces, son correctos, pero no destacan.


Conclusión:

Singularity es uno de los mejores shooters que he jugado ultimamente una historia que es una pasada, acompañado de una jugabilidad tremenda y cerrando por un apartado técnico muy competente. Se echa en falta un modo multijugador más variado, pero ello no quita que tengamos diversión asegurada. Este juego sería un titulo que habría estado mejor en las épocas de los grandes lanzamientos, pero saliendo al mercado en julio lo ha convertido en un juego indispensable para estos meses veraniegos. En Psicocine le damos una nota de: 
8.8/10

Reacciones: 
Compartir:
  • Agregar a Technorati
  • Agregar a Del.icio.us
  • Agregar a DiggIt!
  • Agregar a Meneame
  • Agregar a Facebook
  • Agregar a Twitter

1 Comment

  1. Snake27 Said,

    Toda la razón. Es uno de los FPS que más me ha gustado de lo que llevamos de año, y eso que llevamos unos cuantos de nivel.

    Posted on 17 de julio de 2010, 22:41

     

Publicar un comentario

Ey! Dejad vuestro comentario y recordad que podéis dejar vuestro nombre a la hora de comentar y así es más fácil entendernos, señalad en el desplegable "Nombre/Url" y poned ahi vuestro Nick dejando Url vacío si queréis...
Esperamos vuestros comentarios :)

¡Síguenos en Facebook!

Seguidores